El burgalés Ángel Garachana Pérez, presidente de la Conferencia Episcopal de Honduras

Los obispos del país han elegido al Claretiano, nacido en Barbadillo de Herreros y gran conocedor de la situación social, política y eclesial de Honduras. 



Los obispos de Honduras han elegido al burgalés y actual obispo de San Pedro Sula, Ángel Garachana como presidente de la Conferencia Episcopal de aquel país, sustituyendo al Cardenal Óscar Andrés Rodríguez Maradiaga. Nacido en Barbadillo de Herreros en 1944, Garachana es Misionero Claretiano y lleva trabajando en Latinoamérica desde 1972, con un pequeño parón en que fue Superior Provincial de los misioneros claretianos de Castilla. El obispo dice afrontar su nueva responsabilidad con la actitud del que sirve: «No es un privilegio. El cargo es carga, dice el refrán, y lo recibo con sencillez y ganas de trabajar. Mi labor es animar, coordinar y presidir el trabajo de los obispos en Honduras», explicó a algunos medios del país.